Somos

Somos
Lo que la nieve ha unido, que no lo separe nadie.

viernes, 19 de diciembre de 2008

Soledad blanca

Hoy me hice el tonto y aunque era el último día de clase de facultad antes de vacaciones de navidad he preferido subir sólo. Nadie me ha acompañado, así que cámara en mano he fotografiado todo lo que he podido de las pistas y de las zonas de esta sierra que cada día que pasa en esta temporada se vuelve más hermosa.



Pradollano a la lleguada, caminando hacia la zona del telecabina Al-Andalus. Al fondo la pista principal, El Río, 3 km.


Pradollano desde el telesilla dílar.


Foto de la sierra desde la zona loma dílar a la izquierda zona rio, en el centro de la imagen la zona de borreguiles y arriba la zona veleta.


Esta parte se llama el collado de la laguna es el camino por el que se accede a la zona laguna de las yeguas. A la derecha la zona de borreguiles, al fondo el observatorio y el radiotelescopio.


El pico que se observa al fondo es la maroma en la sierra Tejeda a unos 200 km. de nuestra situación. Torre del Mar, mi casa, se encuentra en la costa frente a dicha sierra.


Aqui podemos ver la cara sur de la sierra, que por supuesto da al mar mediterraneo, el cual podemos ver al fondo. Esta foto esta tomada a 3310 m. escasos metros bajo la cima del pico veleta.


En la imagen no se aprecia bien pero si se pincha en ella, al verla ampliada de puede distinguir una franja mas oscura en lo que es el cielo. Es la costa marroquí de Argel.

Este manto blanco corresponde a la zona de la laguna de las yeguas, la zona que más dificultad presenta para su apertura pero la mejor para bajar en nieve virgen.



Este es el parque principal, en él hay más cosas, un salto grande, otro pequeño, las barandillas en forma de escalera, una pirámide y varios cajones de distinta forma. Se distinguen dos zonas las balizadas de rojo para expertos y las balizadas en azul para principiantes.


Este es un mini parque que se encuentra a mitad de la pista del rio tiene un cajón desnivelado, una barandilla un pequeño salto y una mesa de picnic.

No hay comentarios:


Desde aquel comienzo